Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 29 enero 2011

Estoy casi segura que si  preguntamos a un músico quién es el compositor más grande del mundo, la problable respuesta será ” Aparte de Mozart….”, esto me contestó un amigo entendido en música y me encantó.

¿ Que hay en Wolfgang Amadeus Mozart que lo sitúa al mismo nivel que Cervantes o Picasso ? Su musica nos conmueve, deleita y fascina después de doscientos y pico años. Él supo cultivar las formas más comunes de la música de la época hasta transformarlas en tesoros.

Escribió 22 óperas:  ” La flauta mágica”, “Don Giovanni”, ” Las bodas de Fígaro”….etc,etc, se encuentran en el repertorio de cualquier compañía de ópera del mundo.

Amadeus nació el 27 de enero de 1756 en Salzburgo, era hijo de Leopold Mozart y de María Anna Pertl, su padre describió su nacimiento como un ” milagro de Dios”, ya que de los siete hijos que tuvieron sólo sobrevivieron dos, María Anna ( llamada familiarmente Nannerl ) y él.

Su casa natal estaba  ( y está ), en la calle Getreidegasse número 9. ( Confieso que intenté cuando fui a visitarla a Salzburgo hacerme una foto en la puerta,  me fue casi imposible los habitantes de esta bellísima ciudad no se paran para dejarte hacerla, deben estar cansados de tanta gente que visita la casa de Mozart, un santuario para los amantes de la música ). Al visitarla por dentro me sentía como en un templo,  pocas veces en mi vida he vibrado con  tanta emoción como al contemplar donde nació mi admirado Mozart.

El músico nació el día de San Juan Crisóstomo, fue bautizado con los nombres de Johannes Chrysostomus Wolfgangus Theophilus, su último nombre es de origen griego significa ” amado de Dios”, así se llamaba su padrino, pero Él utilizo la forma latina del nombre,  Amadeus.

A los cuatro años tocaba Amadeus el clavicémbalo, que ya su hermana Nannerl lo dominaba de maravilla, ella había aprendido a tocarlo a los siete años. Su padre Leopold deja su trabajo como Maestro de Capilla Suplente de la corte del Príncipe- Arzbispo de Salzburgo y las clases que impartía de violín,  se dedica por completo a enseñar música a sus hijos.

Presentó con cinco años a su hijo en la universidad de Salzburgo en un concierto,  luego comenzó con la primera de las giras ( que fueron múltiples ) que Mozart hizo con su padre.

Se cuenta que tocando en una de ellas en la corte de Viena, delante de la Emperatriz María Teresa y su familia, el pequeño Amadeus y su hermana fueron tan aplaudidos por la familia Imperial, que entonces María Antonieta ( la futura Reina de Francia )  que era una pequeña Archiduquesa de seis años se acercó a Mozart, éste que era un niño le pidió que se casara con él con todo el descaro. Como es natural Maria Teresa y su familia se rieron mucho con la ocurrencia,  quedó tan impresionada con ellos que regaló a la familia elegantes vestidos de corte: el de Nannerl era el vestido de corte de una Archiduquesa, de tafetán brocado, ricamente adornado, a Amadeus le regaló uno color lirio con grandes adornos de oro. Su padre se encargó hacer un retrato con ellos.  

Las actitudes de Wolfgang se desarrollaban día día, a los siete años era capaz de tocar con las teclas ocultas bajo un paño en un tono perfecto. Con doce años tocó ante Luis XV en Versalles, y en Londres ante el Rey Jorge III y su esposa Carlota, ésta era de origen alemán.

Con quince años llevó a cabo una de sus proezas de memoria en Roma, transcribió el famoso ” Miserere”, sólo lo había escuchado una vez  ya que fuera de la Capilla Sixtina no se permitían tener copias de esta música. Decididamente era un fuera de serie. El Papa asombrado ante tanto talento le nombra Caballero de la Orden de la Espuela de Oro, una distinción más de las muchas que tuvo en su vida.

En enero de 1778 en Mannheim, Leopold nota en su hijo un comportamiento raro ( ¡ que ya es decir en Mozart, era un genio pero estaba bastante pasado de rosca ! ), se había enamorado de una cantante de voz pura y encantadora llamada Aloysia Weber, no se casó con ella, sino con Constanze su hermana, el 4 de agosto de 1782  con gran disgusto de su padre, ya que no le gustaba su nuera. Según la propia Constanze nunca quiso a sus nietos, Franz Xaver y Karl Thomas, los únicos que sobrevivieron de los seis que engendraron en nueve años de matrimonio.

Amadeus se sentía muy enamorado de su mujer,  sostiene Wolfgang Hildesheimer en su biografía de Mozart, ” Destino “, era una muñeca sexual, frívola y alcohólica. Amadeus reconoció a su padre en una carta que bebía demasiado para lo que se esperaba de una mujer.  Una desequilibrada ya que cuando se quedó viuda se apresuró a contar las memorias de su marido para sacarles beneficios, ¡ la pasta es la pasta !.

Los Mozart se instalan en Viena, allí él se hace masón. Sigue componiendo y su salud debilitándose, debido a que gastaba mucho más que ingresaba, tenía deudas, llevaba una vida desordenada, además su esposa era un desastre como ama de casa. Por otra parte el músico Salieri compositor y Maestro de Capilla de la Corte de los Habsburgo, intentó en todo momento por envidias hacerle la vida imposible.

Podría seguir escribiendo sobre la vida de Mozart muchos renglones, su vida fue corta pero intensa. Voy a referirme a su última composición, el Requiem. Fue un encargó del Conde vienés Walsegg-Stuppach ( perdonad una licencia, una viejita de pueblo, que había escuchado hablar a un alemán le dijo a un amigo mio: ” ¡ Cuantas gracias tenemos que dar a Dios por el habla tan clarito que nos ha dado !”. Que razón tenía la viejecita ¡ los nombres alemanes se las traen !, Ja, ja, ja… ).  Volviendo al Conde y al Requiem, éste se lo encargó a Mozart para el funeral del primer aniversario de la muerte de su esposa.

El músico se encontraba tan enfermo, ( según las memorias de Constanze ),  con lo que decidió componerlo como si fuera para él, no lo terminó, no le dio tiempo, lo completó a su muerte Süssmayr, que le había ayudado en su composición durante su enfermedad. Murió en la madrugada del 5 de diciembre de 1791. Su mujer intentó meterse en la cama con él muerto para contraer su enfermedad y morir, no podía soportar la vida sin él, ( Constanze no tardó mucho en casarse otra vez ).  Dicen que Salieri le envenenó con acqua toffana ( un famoso veneno italiano), esto no se sabe, aunque él lo sospechaba,  de hecho se lo había comentado a su esposa en un paseo por el Prater de Viena.  Tenía vómitos, fiebre alta,  su enfermedad terminal duró 15 días.

Su cuerpo yacía en el féretro con un  traje negro y una capucha sobre la cabeza. El olor que desprendía el cadáver era nauseabundo, por lo que el representante de la Galería de Arte de Viena acudió a toda prisa  a hacerle la mascarilla de cera al difunto. Al enterarse la gente se formó una gran cola  en la puerta de su casa,  querían ver el cuerpo del célebre compositor.

El seis de diciembre en carroza fúnebre, se le trasladó al la Catedral de San Esteban, donde se le dijo un funeral, asistió mucha gente, entre ellos Salieri su gran enemigo. Como el camino del cementerio de St. Marx era de una hora a pie, ningún asistente quiso ir hasta allí. Mozart recibió sepultura de la forma acostumbrada, en una fosa común y sin ningún distintivo. Se ha dicho que murió en la miseria, no es cierto, andaba corto de dinero porque era un mal administrador pero vivía con cierto acomodo, ( como ejemplo, Constanze  iba con frecuencia a Badem a tomar sus aguas  que le venían muy bien),  nunca le faltó trabajo.

El más grande compositor de todos los tiempos encontró finalmente ” el largo reposo”.

Read Full Post »

“Erase una vez, la hija de una infanta de España y el rey del país, que se amaban y querían casarse pese a la oposición de la madre de él”……

Su breve historia de amor fue como un cuento que acaba mal, esta vez no se cumple, la bella y dulce joven que se casa con el rey, son felices, tienen muchos hijos y comen perdices termina tristemente.

Eran primos hermanos, él, Alfonso, hijo de Isabel II reina de España y de Francisco de Asís de Borbón ( en realidad se dice que era hijo del Capitán de Ingenieros Enrique Puigmoltó, apuesto militar perteneciente a una familia de la aristocracia valenciana. Se cuenta que cuando la reina dio a luz a su hijo y heredero, mandó a esta familia una cuna de regalo). Ella, María de las Mercedes, hija de la infanta María Luisa Fernanda hermana de la reina Isabel II y de Antonio de Orleans, duque de Montpensier.

Fue una historia muy triste, tan triste que se llevó a canciones, romances y al cine, siendo éxito de taquilla en España.

Alfonso y Mercedes se conocen de muy pequeños, esto puede parecer una estupidez que lo diga ¡ eran primos hermanos !, es una cosa obvia. En aquella época no, las familias se disgregaban, máxime teniendo en cuenta que eran familias reales  y  entroncaban con otras casas reinantes. Las distancias eran muy largas y los medios de comunicación muy escasos, por lo que había muchos parientes cercanos que no se conocían o lo hacían ya con el tiempo.

Mercedes nació en Madrid, en el Palacio Real el 24 de junio de 1860, es bautizada en la capilla de Palacio. Isabel II su tía fue su madrina por expreso deseo suyo. Su primo Alfonso que contaba dos años y pico asiste al bautizo.

Pasaron muchos años hasta que se vuelven a encontrar, esta vez en París. Hubo muchos sucesos políticos, que creo no vienen al caso en esta historia, son tantos y tan profundos que merecen otro tratamiento, en otros artículos lo haré.

¿ Como se conocen realmente ?. Isabel II es invitada por su hermana Luisa Fernanda y por el marido de ésta a pasar la Navidad en su residencia francesa, pronto los primos quedan impresionados el uno del otro,  ( eran dos chiquillos ) , con lo que se hacen novios en secreto.

Hay una anécdota que contaba el propio Alfonso pasados unos años. Ocurrió en 1872, dos años antes de su subida al trono de España. La pareja se paseaban como dos novios jóvenes por París; ella ve en un escaparate de una joyería una pulsera sencilla, le dice a su novio que le gusta. Él se empeña en comprársela y entran al establecimiento,  cuando Alfonso pregunta el precio ve que no lleva dinero (  la familia real vivía más bien con “estrecheces” para su rango en el Palacio de Castilla de la capital del Sena ), entonces es cuando le dice a Mercedes “cuando sea rey te la compraré”. No se sabe si lo hizo.

En 1874 Alfonso es proclamado rey de España con el nombre de Alfonso XII,  su madre renuncia a la corona a favor del hijo por imposición de las Cortes Españolas. Esto sucede después del Pronunciamiento del General (nacido en Segovia ) Martínez Campos en Sagunto.

El regreso de la monarquía a nuestro país, hace que Orleans y su familia vuelvan de su exilio francés y portugués. Se instalan en Sevilla, en el palacio de San Telmo, junto al paque de María Luisa, que lleva el nombre de la infanta, pues los terrenos los cedió al Ayuntamiento sevillano para su construcción. En San Telmo hacen una minicorte, donde se dan bailes y fiestas. En los Reales Alcázares de Sevilla he visto en una vitrina un abanico, con el escudo de los duques bordado en país de seda azul, los hacían en todos los tonos para dárselos a las señoras en los bailes  y que combinaran con sus vestidos, tenía un varillaje riquísimo.

Se hace público el noviazgo de Mercedes y el rey, Isabel II se entera y monta en cólera. ¡ Una hija de Montpensier su nuera y Reina de España, imposible !, Antonio de Orleans era su enemigo, había conspirado contra el trono que ella ocupaba, le había mandado al exilio y encima había optado al trono español pagando fuertes sumas de dinero. Fue Amadeo de Saboya el elegido, candidato del duque de Prim.

Por otra parte las Cortes Españolas querían casar al Rey con una princesa inglesa, Beatriz hija de Victoria de Inglaterra y futura suegra de Alfonso XIII, su hijo ( era la madre de la reina Victoria Eugenia, abuela del actual rey ). Se debate el tema, y es entonces cuando Sagasta pronuncia la famosa frase ” Los ángeles no se discuten”, todos votaron que sí. Entonces los políticos jugaban mucho con la retórica en la oratoria, dramatizaban mucho, esas comedietas gustaban al pueblo.

Mercedes no era bonita, sí muy simpática y alegre. Era más bien gordita, con la cara muy redonda y mofletes, ojos grandes algo saltones, largas pestañas, una tez preciosa, pero no tenía un tipo esbelto. Eso sí, dicen que era muy graciosa. Alfonso era un hombre guapo, mujeriego como sus antecesores y descendientes, estaba liado con Elena Sanz, cantante de ópera famosa, a la que conoció por expreso deseo de su madre  cuando estudiaba en el colegio Teresianum de Viena, ( se comenta que Isabel II quería que su hijo se ” hiciera un hombre con ella ” ).Con la Sanz tuvo dos hijos, Alfonso y Fernando. Siguió su relación después de la boda con Mercedes. Eran las cosas de entonces, así se funcionaba.

Se casaron el 23 de enero de 1878, el día anterior los novios mantuvieron la primera conversación telefónica de España, entre Madrid y Aranjuez, duró 15 minutos. Me la imagino, ” Hola ¿ Como estás ?. muy bien ¿ Y tú ?, también, ¿ que tiempo hace?, no te escucho, Brrrrrrrr…..Ahora sí, ¡ que bien !. Aquí estoy con Alcañices (el duque de Sesto). ¡ Que dices ! ¿ Que has comido perdices ?……Brrrr, ¡¡¡¡No te oigo !!!. Así durante 15 minutos repitiendo lo mismo, rodeados de gente observando el acontecimiento, hablando muy alto y sin saber como coger el teléfono (entonces se le llamaba aparato). Igual que ahora, que vas con el móvil a todas partes, sin él estamos perdidos.

En la mañana del 23 de enero la novia sale vestida de Aranjuez hacia la estación de Atocha, el vestido era de rico encaje de Alensón, zapato plano para no parecer más alta que él, manto de encaje, corona de perlas y brillantes así como los pendientes y collar, guantes y abanico. El traje es regalo del novio, costó treinta y dos mil quinientas cuarenta y seis pesetas de entonces, ¡ un pastizal !. Tardó en llegar el cortejo a Madrid una hora y siete minutos.

Terminada la ceremonia en la Basílica de la Virgen de Atocha, a la que Isabel II no asistió, los novios partieron a Aranjuez.

La colcha de la cama nupcial era una pieza valiosísima de la Real Fábrica de Tápices, bordada en oro de rico terciopelo burdeos.

Pero ” Carita de Cielo “, como le puso Pérez Galdós ( ya he dicho que les gustaban las cosas muy melifluas ), pronto se empezó a encontrar debilucha, con náuseas, mareos que los doctores achacan a un embarazo, en consecuencia enferma gravemente. Murió de tifus el 26 de junio de 1878 en Madrid, dos días después de cumplir 18 años, otros dicen que de un aborto mal tratado del que no se había curado bien. Más tardes se ha demostrado que no hubo ningún aborto.

El rey que la quería a su manera ( lo de las amantes o amante favorita era lo normal para esos tiempos, en realidad él la había tomado cariño), dicen que se vuelve loco de  pena, toda España la llora. No sabemos si el pueblo al ser una muerte tan dramática, exageró, en aquella época la gente tenía que distraerse con algo, ya que las telenovelas no existían, además no cabe duda que fue muy penosa la muerte de una reina tan joven.

El monarca se retira a Segovia al Palacio de Riofrío, no está para nadie ni para nada, al menos no quiere recibir. ( Hoy en día eso sería impensable, un monarca tiene que cumplir con su agenda, por muy apenado que esté ).

La joven reina que había donado los terrenos para construir la Catedral a su Virgen de la Almudena, de la que era muy devota, pide ser enterrada allí cuando se concluyan las obras. Mientras es sepultada en el Monasterio de el Escorial.

Éstas tardan más de un siglo en finalizar, (es muy comentado que Madrid no ha tenido Catedral antes, porque el cardenal de Toledo no quería, no fuera a quitarle importancia a su diócesis, él es el Cardenal Primado de España…por eso la Catedral de Madrid es de “ayer por la tarde”, como quien dice ). Por fin el 8 de noviembre de 2000,  ( el día 9 de noviembre es la festividad de la Virgen de la Almudena, patrona de Madrid ) se trasladan sus restos mortales desde el Monasterio del Escorial, cumpliendo el testamento de Alfonso XII. Allí descansan a los pies de la Virgen.

Su tumba reza:  MARIA DE LAS MERCEDES DE ALFONSO XII DULCISIMA ESPOSA.

Read Full Post »

Los españoles somos muy dados a contar nuestra historia en coplas, mejor dicho más que nuestra historia,  dedicarles coplas a personajes históricos que se han convertido en  casi de leyenda popular. A mí particularmente me parece una idea muy buena, de hecho mucha gente no sabría quién fue el famoso torero Pedro Romero, si no tuviera una copla, o el mismo Luis Candelas, o el romance de la Reina Mercedes que cantaba Paquita Rico, vestida de novia  en los años sesenta, viéndolo  en la televisión se nos escapaban lagrimitas de pena. Amén de otras muchas coplas, que ahora no me vienen a la cabeza.

Eugenia de Guzmán y Portocarrero no podía ser menos, tiene no una sino dos ( Una de ellas es de una revista musical ). Eugenia ( mal llamada de Montijo ) es tremendamente popular en España, y su madre Doña Enriqueta María Manuela Kikpatrick de Closeburn, notable casamentera, en su afán por encontrar un ” buen partido” a sus hijas no paraba de organizar fiestas y reuniones en su casa. Como dato curioso fue la que trajo a España la moda de las fiestas de disfraces. Pienso que entre otros motivos la copla ha tenido mucho que ver en la popularidad de las dos.

El 5 de mayo de 1826 nació Eugenia en Granada, ella misma lo recordaría más tarde:

” Vine al mundo durante un terremoto; mi madre dio a luz bajo una tienda en el jardín.”

Durante su vida y en varias ocasiones, siendo anciana en 1900 recordaría en medio de una tempestad en un yate en el golfo de Nápoles y así lo contaba a sus amistades:

” No puedo decir el terror que me causa el trueno y los relámpagos; nací durante un terremoto; mi madre corrió a refugiarse en un bosquecillo de laureles y cipreses, y debajo de un árbol  vine al mundo; era el presagio de mi destino”.

Don Cipriano de Guzmán y Portocarrero se llamaba su padre era Conde de Teba, liberal y afrancesado, procedía de una familia de origen gallego. Opuesto al régimen absolutista de Fernando VII, había luchado en la guerra de Independencia Española en el bando Bonapartista contra el general inglés Duque de Wellington,  llegando a perder un ojo.  Se hallaba en libertad provisional vigilada en su palacio de Granada.

Del matrimonio formado por los Condes de Teba nacieron tres hijos, dos hembras y un varón, Francisco que murió muy joven.

María Francisca de Sales la mayor de las hermanas se casó con su primo Jacobo Luis Fitz-James Stuart y Ventimiglia, Duque de Alba, uno de los hombres más ricos de España y de Europa del que Eugenia estaba perdidamente enamorada, pero Doña María Manuela, señora de “armas tomar”, no tuvo en cuenta los sentimientos de su segunda hija, decidió que Paca (como llamaban a la hermana de Eugenia en familia), se casara con el Duque, por lo que Eugenia intentó suicidarse tragándose cabezas de fósforos machacados. La verdad, y lo digo en plan jocoso, no resulta muy glamurosa la forma de intentar quitarse la vida. Era bastante neurótica, aunque entonces la tachaban de excéntrica.

Le llamaban en París la “señorita de Montijo”, lugar en donde se establece por temporadas con su madre (vivían en Madrid, en su precioso palacio de Carabanchel). Ésta se había quedado viuda y no paraba de viajar, intentando encontrar un buen partido para su hija, luchando contra el fuerte carácter de Eugenia, la joven no hacía más que rechazar a todos sus pretendientes, millonarios, aristócratas…, era una dama muy elegante que poseía una piel preciosa y un cabello rubio rojizo espectacular debido a la ascendencia escocesa de su madre, aunque su progenitora era nacida en Málaga. Tenía los hombros caídos,  las francesas se ponían peso en ellos para intentar imitarla. No se podía decir que fuese una belleza perfecta, su conjunto resultaba muy atractivo y armonioso. Indudablemente poseía una fuerte personalidad.

Los franceses son muy dados a llamar a las personas de la nobleza por su título, en este caso a Eugenia la llamaban erróneamente ” de Montijo”, ya que el Conde de Montijo era su tío Eugenio, hermano de su padre. Cuando éste fallece, el padre hereda los títulos de su hermano, que eran Conde de Montijo, Marqués de Algaba y Grande de España. Como la mayor era Paca fue la Condesa de Montijo, y Eugenia Condesa de Teba. Pero bueno, ella se quedó ya con el nombre y así la llamamos, y la llamaremos.

Conoció a Luis Napoleón III Emperador de los franceses en una fiesta; al principio él no demostró gran interés por ella, era un mujeriego con varias amantes oficiales. Francia le pedía un heredero, por lo que tenía que escoger esposa. La nobleza francesa se inclinaba por una princesa europea, entre ellos se barajó el nombre de una nieta de la Reina Victoria de Inglaterra Adelaida de Hohenloe-Langenburg y por una princesa de los Vasa, antigua casa real de Suecia, sustituida por Bernardotte, el Mariscal de Napoleón que tanto  admiro. Pero es entonces cuando Luis Napoleón se encapricha de Eugenia, (aunque corría el rumor de que había llevado una vida azarosa con intentona de suicidio, a pesar de que era una católica ferviente), decide pedirle la mano de su hija a Doña María Manuela el 15 de enero de 1853, naturalmente ésta se la concede encantada. Esa misma noche Eugenia escribe  a su hermana Paca una carta a Madrid, comunicándole que se casa con el Emperador. El 29 de enero a las nueve de la noche se celebra la boda civil en Las Tullerías,  al día siguiente en Nôtre Dame la boda religiosa. Eugenia tenía 26 años, una edad madurita para una mujer en ese tiempo, Napoleón 45 también talludito. María Manuela se había salido con la suya ya tenía a sus dos hijas bien casadas.

Una Duquesa de Alba y la otra Emperatriz de Francia.

Read Full Post »

Esta es una de las citas que Teresa de Cepeda y Ahumada o sea Santa Teresa de Jesús, escribió.

Bien sabía la Doctora de la iglesia que en los fogones se sirve a Dios, ya que en una comunidad monacal tanto mérito tiene la priora, como la tornera, como la hermana cocinera. Y no digamos si encima en los conventos, ( como por ejemplo en las Clarisas), se dedican a la elaboración de dulces para ayudarse en su manutención.

Recuerdo un viaje  ya hace años en Semana Santa. La Semana Santa me encanta, coincide normalmente con la llegada de la primavera cuando tan cansados nos encontramos ya del ” General Invierno” ( como le llamaba Napoleón ), además en España se celebra tanto y con unas costumbres tan nuestras, que es una Semana que procuro vivir plenamente.

Retomando el viaje que ya estaba yéndome por otros vericuetos, fuimos a Madrigal de las Altas Torres provincia de Ávila en Castilla y León. Queríamos visitar el Monasterio de Santa María de Gracia de las Madres Agustinas, donde nació la reina Isabel I de Castilla, ya que era el Palacio de Juan II de Castilla su padre. Lo recuerdo como precioso, lo visitamos solos, la monjita muy amable nos enseñó donde nació la reina, esa gran mujer que dio sus joyas a Colón el navegante y confió en él  haciendo posible el descubrimiento del Nuevo Mundo. La hermana nos iba explicando con amor e infinita paciencia  nuestras preguntas del convento y nos enseñó hasta tocados de novia, que era el trabajo que hacían para subsistir.

Ya era la última visita del día, hacía ya varias horas que habíamos almorzado, cuando de repente me viene un olorcillo a guiso, ¡ mejor dicho a gloria !, era un aroma sencillo, a perejil, ajito, cebolla, verduras…, como ya os he dicho soy curiosa para esas cosas, ( no cotilla  ¿ Eh?). Le pregunté a la monjita: ¿ Qué están cocinando ?, ella me respondió: “Una sopa, es nuestra cena, en apenas media hora iremos a cenar al refectorio, luego tenemos nuestros rezos”. Me salió del alma y le contesté: “Porque no puedo, que sí no me quedaba a cenar con ustedes, si eso sabe como huele tiene que ser un manjar”. Ella se sonrió y apenas me dijo: “Es un guiso sencillo, como todo lo que aquí comemos, eso sí tiene mucho amor, como todo lo que aquí hacemos”, y añadió :”Amor a Dios”.

Y es que es verdad, todo lo que se hace con amor sale mejor y si es a Dios… ¡ No tiene precio !.

Particularmente soy amante de las comidas sencillas, me encantan las patatas hechas de todas las maneras, las “Revolconas”  me privan, con sus torreznitos. Ahora que estamos en la época de los fríos, pega el comer a diario un plato ” de cuchara”, son los más económicos ( lo digo por la dichosa crisis, hay que economizar y al mismo tiempo comer sano ), y los que más apetecen.

Había pensado hacer un repaso a la geografía española, e ir numerando comunidad por comunidad sus guisos típicos.

Me he decidido por recomendaros un libro, os va a gustar, se llama ” SECRETOS CULINARIOS DE LAS HERMANAS CLARISAS”, ” COCINA MONACAL” ( 218 recetas de 71 monasterios), están repartidos por toda España. Es de Editorial Planeta. Yo lo compré en 1997, y ya entonces iba por la 8ª edición.

Muchos seguramente los conoceréis y espero estéis de acuerdo conmigo; a los que no, no os defraudará.

Lo que sí os aseguro es que os acordaréis de la Santa, y de su famosa cita.

Por último os dejo una receta que yo ya he probado, el nombre puede ser un homenaje a tantas religiosas que nos hacen la vida más dulce.

Read Full Post »

FELIZ CUMPLEAÑOS

Ayer mi blog cumplió su primer año. Desde que nació no me ha dado más que satisfacciones, se ha criado muy bien, (ya son 14.000 las entradas que tiene), procuro cuidarlo como una madre, y como sólo tengo uno le mimo todo lo que puedo, sin mal educarlo.

No quería que su primer cumpleaños se pasará sin felicitarle, he sido y pienso seguir siendo muy feliz con él.

Aquí os mando a todos un simbólico trocito de tarta para que lo disfrutéis.

Espero de todo corazón que el año que viene lo sigamos celebrando, todos los que lo seguís y los que os vayáis incorporando.

Mi blog os manda un beso muy fuerte y os da las GRACIAS

Read Full Post »

EL PADRE DEL VALS

Cuando hace unos años estuve en Viena, recuerdo que procuraba pasar siempre por el Stadtpark para ver la estatua de Johann Strauss. Está recubierta de pan de oro, la gente la toca, por lo que todos los años tienen que restaurarla con las finas láminas de oro para dejarla impoluta.

Viena es una ciudad que me encanta, pero ¿ Que sería de ella sin la familia Strauss ?. Sinceramente creo que no sería lo mismo, es como intentar imaginarse a Salzburgo sin Mozart, para mí imposible.

Johann Strauss ( 1804-1849 ), patriarca del clan familiar es llamado justamente el ” Padre del Vals”. El le dio su estética precisa a esta danza, además con su propia orquesta la hizo el baile de salón por excelencia.

Strauss era autodidacta, aprendió de los músicos que tocaban en la taberna que sus padres poseían en Viena, hasta convertirse en uno de los más famosos de su tiempo.

Tuvo tres hijos músicos, de los seis que tuvo con Emilie Trampusch, (que era su amante, su mujer se llamaba Ana María Streim y con ella no tuvo hijos).

El mayor se llamaba Johann ( 1825-1899), se le apoda el ” Rey del Vals”. Josef (1835-1916), y Eduard (1827-1870) no se quedaron atrás, una de sus composiciones más conocidas es Pizzicato-Polka francamente bonita, fue compuesta por los dos hermanos.

Es una lástima que en 1906 Eduard, el más pequeño de los hermanos dedicados a la música quemara toda la biblioteca con los arreglos de la Orquesta Strauss.

Volviendo al padre del clan Strauss, en el año 1846 se le nombra Director Musical de baile de la Corte austro-húngara, título creado especialmente para él. Es cuando compone la Marcha Radetzky dedicada al anciano mariscal que tantos éxitos dio al Imperio.

Desgraciadamente murió muy joven a los 45 años,después de llevar un tiempo retirado debido a una enfermedad nerviosa, su muerte se produjo por escarlatina.

Ahora está enterrado desde 1904 en Viena donde murió, en el cementerio Central. Antes estuvo enterrado en el de Doeblinger, hoy convertido en parque.

Como ya os he comentado no concibo un nuevo año sin el concierto de Strauss, mi ilusión sería verlo en Viena, me temo que eso es casi imposible, las listas de espera son interminables. Por lo que como el resto de los mortales que no tienen la fortuna de verlo en directo, lo sigo por televisión.

Para mí el día uno por la mañana al oír los sones de la música de los Strauss y por último la Marcha Radetzky ( que me pone los pelos de punta ), es cuando tomo verdaderamente conciencia del comienzo del año.

Afortunadamente en otras ciudades europeas ,entre ellas Madrid, se organizan conciertos de Año Nuevo con música de los célebres músicos y buenas orquestas a los que podemos asistir, aunque como el de Viena ninguno.

Dicen que “Viena sin Strauss es como Austria sin el Danubio”. Yo pienso que Europa sin el concierto de Año Nuevo de Viena, se quedaría estancada en la Noche Vieja.

 

Read Full Post »

Ya nadie puede imaginar una noche y un día de Reyes sin el Roscón. En realidad no es  un simple trozo de bollo, lleva ralladura de limón , agua de azahar y en algunos casos frutas escarchadas para decorar, amén del haba y el muñequito sorpresa, y sobre todo tiene un secreto: tiene que saber a Roscón no a bollo.

Mi abuela materna, que había vivido en Madrid muchos años de soltera,  al casarse tuvo que irse a vivir a otra ciudad, aprendió a hacer el Roscón de Reyes, pues donde vivía no había la costumbre de este dulce. Ella quería que sus hijos lo tomaran, y se lo hacía poniéndole un muñequito y una monedita para cada uno de ellos ( eran tres ),  así lo tomaban la noche de Reyes y todos tenían sorpresa.

Cuando éramos pequeños, mi abuela nos hacía uno también que le salía buenísimo, pero nos ponía una moneda para cada uno de los hermanos, eso sí no le ponía frutas escarchadas, antiguamente sólo llevaban azúcar y almendra picada por encima. Tanto nos gustaba el Roscón de mi abuela, que al que compraban mis padres de una confiteria famosa de Madrid le hacíamos de menos, y además llevaba sólo una sorpresa.

El Roscón de Reyes es una costumbre típica madrileña, que más tarde también se adoptó en Sevilla. Ahora es costumbre en toda España, ( pero de eso no hace mucho tiempo ). La receta tiene que ser la ortodoxa, ya que en muchos sitios no le ponen agua de azahar, o lo hacen con una masa que puede ser cualquier otro bollo. Otra costumbre es rellenarlos de nata, crema o trufa. Para los que nos gusta el Roscón auténtico eso es un crimen, además de disfrazarlo si es bueno lo mata, eso suelen hacerlo con los que no son buenos para hacerlos comestibles.

La historia de este simpático dulce se remonta parece ser a los romanos, concretamente a la fiesta de las Saturnales. Hacian unas roscas para celebrarlas pero los ingredientes no tenían nada que ver con los del actual Roscón.

Siglos más tarde en Francia, se celebraba el 6 de enero la fiesta del ” Rey del Haba”.Al Roscón que se hacía se le ponía dentro un haba, y el niño que lo encontraba se le nombraba  rey y se le hacían regalos.

Dicen que fue el rey Felipe V el que  trajo a España el dulce. Parece ser que  Luis XV, (que era sobrino del rey de España), tenía un cocinero eslavo; éste le hizo un Roscón al rey con un medallón de brillantes dentro. el medallón se lo habían regalado los nobles al monarca. Tanto le gustó al rey que el cocinero se lo tuvo que hacer todos los años. Llegó a popularizarse en Francia, pero es obvio que con una moneda dentro.

En el siglo XIX,  se cambia la moneda por una figurita y un haba.  Al que le toca la figurita, el año le traerá venturas, el del haba lo tiene que pagar, de ahí viene la frase ” tonto del haba “.

La costumbre de las frutas escarchadas es para simbolizar las joyas de las coronas de los Reyes Magos, pero como ya he dicho eso es más reciente.

Se ha popularizado tanto lo de la sorpresa del Roscón, que el otro día ví en la televisión una confitería de no sé que ciudad española que ponían un vale de 3.000 euros en uno sólo,  la gente se llevaba los roscones a pares a ver si era él el afortunado.

Hay muchos lugares famosos en Madrid por sus Roscones. Pero como ocurre en estas fechas los sitios se saturan, y en cualquier pasteleria u horno de barrio puedes encontrarte con la sorpresa de comprar el mejor roscón, sin necesidad de que sea un sitio con fama. Los peores los he comido yo de esos sitios a veces. ( Ya sabes cría fama y échate a dormir ) 

En el siglo XVI a México se importó la costumbre del Roscón, se toma con un buen chocolate como en España. También se hace en Argentina y en nuestra vecina Portugal.

Por último en el Museo Sorolla, hay un pequeño cuadrito que se titula ” Clotilde con los hijos el día de Reyes “, son la mujer y los hijos del genial pintor. Confieso que me entusiasmó, no sé lo que los niños estaban haciendo, pues era una mesa con los chicos alrededor y la madre viéndolos, pero me imaginé  que  mientras  charlaban y reían nerviosos como todos los niños ese día, pues es un día cargado de sorpresas, más aún entonces que los niños esperaban todo el año esta fecha para pedir sus juguetes preferidos,  les iban a servir un rico chocolate con Roscón.

Read Full Post »